Los agresores intentaron penetrar en la sinagoga del barrio Paulus, donde se habían reunido entre '70 a 80 personas', indicó el presidente de la comunidad judía de Halle, Max Privorotzki, al diario Der Spiegel. Pero la puerta de la entrada 'resistió el ataque'. Los autores dispararon entonces en plena calle y contra un restaurante turco, según testigos. En una de las calles cercanas al centro religioso yacía, poco después, un cuerpo recubierto con una lona azul.

'Dos personas murieron en Halle, según los primeros datos disponibles. Hubo varios disparos. Los presuntos autores se dieron a la fuga en un vehículo' anunció la policía en Twitter, que pidió a los 'habitantes que permanezcan en sus casas'. Posteriormente, la policía explicó que una persona había sido detenida, sin dar más detalles.

La fiscalía antiterrorista asumió la investigación

Halle se encuentra a 175 km al suroeste de Berlín. Los testigos del ataque contra el restaurante turco indicaron que hubo ráfagas de disparos, y el estallido de una granada. 'Uno de los agresores llevaba un casco y ropa militar', dijo un hombre que estaba en el interior del restaurante, Conrad Rossler, a la cadena televisiva NTV.

'Lanzó una granada que estalló en la puerta del restaurante', agregó ese testigo, aún conmocionado. 'El hombre disparó luego al menos una vez dentro del local. El hombre que estaba detrás mío ha debido morir. Yo me escondí en los baños y cerré la puerta' explicó. En un video filmado por un transeúnte, que fue ampliamente retomado por medios de comunicación, se puede distinguir a un hombre vestido de militar y con casco, aparentemente tranquilo, mientras dispara con un fusil de asalto en plena calle.

Disparos en Landsberg. Prontuario de neonazis

Toda la zona fue acordonada y la estación del ferrocarril de la ciudad, cerrada, según la agencia alemana de noticias, dpa, informó tambien de disparos en Landsberg, a unos 15 km de Halle. Pero por el momento las autoridaddes han rechazado que haya un vínculo entre ambos sucesos.

Este ataque se produjo pocos meses después del asesinato, en Hesse, de Walter Lubcke, un concejal local del partido conservador de la canciller alemana Angela Merkel CDU). El principal sospechoso es un miembro de los movimientos nazis.

Este asesinato produjo una onda de choque en Alemania, donde la extrema derecha anti-migrantes no cesa de cosechar buenos resultados electorales.  El suceso despertó el temor a que se despierte el terrorismo de xtrema derecha, a imagen del del grupúsculo neonazi NSU, responsable de la muerte de una decena de migrantes en Alemania entre 2000 y 2007. Además de los asesinatos del NSU, ha habido otros precedentes violentos, como un atentado con cuchillo contra el alcalde de Colonia, Henriette Reker, en 2015, y dos años más tarde contra el alcalde de Altena, Andreas Hollpein.

jov (afp, ntv)

  • El lugar donde fue asesinado Enver Simsek.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Enver Simsek, 09.09.2000, Núremberg

    Enver Simsek, de 38 años, fue la primera víctima del terrorismo neonazi de la célula NSU en Alemania. Fue hallado en junto a una ruta con varias balas en la cabeza y murió dos días después. Regina Schmeken comenzó a fotografiar los lugares de los crímenes de la NSU y los visitó varias veces en 2016. Sus fotografías se exhiben en la Rathausgalerie de Múnich, desde el 17.07.2018 hasta el 29.10.2018.

  • El lugar donde fue asesinado el vendedor de verduras y frutas turco Süleyman Tasköprü.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Süleyman Tasköprü, 27.06.2001, Hamburgo

    El vendedor de verduras y frutas turco Süleyman Tasköprü, de 31 años, yacía tirado en un charco de sangre cuando su padre lo encontró. Murió poco después. La fotógrafa Regina Schmeken dice que muchas veces es como si en ese lugar el suelo la arrastrara hacia abajo. Después de 14 años del crimen, las baldosas siguen siendo las mismas.

  • El lugar donde murió Mehmet Turgut, de 25 años.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Mehmet Turgut, 25.02.2004, Rostock

    Aquí murió Mehmet Turgut, de 25 años. Trabajaba como ayudante en un puesto de comida, cuando los asesinos de la célula terrorista de extrema derecha NSU le dispararon un tiro en la cabeza. En su exposición, Regina Schmeken quiere hacer un homenaje a la memoria de las víctimas enfrentándose a los lugares donde fallecieron y donde ya no quedan huellas de esos crímenes.

  • En la calle Keupstraße de Colonia, la explosión de una bomba de clavos a control remoto hirió a 22 personas, a cuatro de ellas, gravemente.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Ataques con bombas de clavos, 09.06.2004, Colonia

    En la calle Keupstraße de Colonia, la explosión a control remoto de una bomba con clavos hirió a 22 personas, a cuatro de ellas gravemente. El atentado terrorista neonazi de la NSU conmocionó al barrio de Mülheim, conocido por sus negocios turcos y kurdos. La Policía creyó durante mucho tiempo que el ataque era producto de la rivalidad de bandas familiares turcas.

  • La séptima víctima del terrorismo de extrema derecha de la NSU fue Theodoros Boulgarides, un griego que fue ejecutado de tres disparos en la cabeza.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Theodoros Boulgarides, 15.06.2005, Múnich

    La séptima víctima del terrorismo de extrema derecha de la NSU fue Theodoros Boulgarides, un griego que fue ejecutado de tres disparos en la cabeza. En sus imágenes, Regina Schmeken incorporó escenas de la vida cotidiana. Con eso quiso dejar en claro que los asesinatos perpetrados por los neonazis pueden suceder en cualquier lugar.

  • En esta casa, Halit Yozgat, de 21 años y nacido en Kassel, tenía un cibercafé, hasta que un día de junio de 2006, los criminales de extrema derecha acabaron con su vida ejecutándolo a tiros.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Halit Yozgat, 06.04.2006, Kassel

    En esta casa, Halit Yozgat, de 21 años, nacido en Kassel, tenía un cibercafé, hasta que un día de junio de 2006, los criminales de extrema derecha acabaron con su vida ejecutándolo a tiros. Como todas las víctimas de la célula terrorista neonazi NSU, fue hallado desangrado en el suelo. Murió en los brazos de su padre.

  • La mujer policía Michéle Kiesewetter, de 22 años, fue asesinada de un tiro en la cabeza dentro de su automóvil de servicio en la Theresienwiese, un descampado de la ciudad de Múnich.

    La escena de los crímenes de la NSU

    Michèle Kiesewetter, 25.04.2007, Heilbronn

    La mujer policía Michéle Kiesewetter, de 22 años, fue asesinada de un tiro en la cabeza dentro de su automóvil de servicio en la Theresienwiese, un descampado de la ciudad de Múnich. Fue la décima y última víctima de los asesinatos perpetrados por los terroristas de la NSU. La exposición de las fotografías de Regina Schmeke quiere dejar en claro que esos crímenes no serán olvidados.

    Autor: Katharina Abel


Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

DW recomienda

Fuente: DW >> lea el artículo original