Que los patinetes eléctricos van a tener un futuro prometedor en las ciudades es algo que parece complicado de discutir a pesar de las múltiples polémicas que surgen sobre por dónde deben circular o lo que molestan.
Tanto es así, que a su expansión mundial le acompaña un número creciente de fabricantes.
Uno de los últimos en unirse al sector ha sido Hyundai.

Leer más: La startup de patinetes eléctricos compartidos Bird compra su rival Scoot

Hyundai venderá sus patinetes eléctricos mediante las marcas Hyundai y Kia y busca eliminar el conflicto entre coche y patinete eléctrico para crear una alianza, la opción de complementar ambos medios de transporte.
¿Has aparcado lejos? ¿No puedes entrar con el coche a un área de la ciudad? Coge el patinete.

Los mismos coches servirán para cargar los patinetes gracias a la electricidad que se genere durante la conducción.
El punto de conexión para la carga estará en el maletero y vendrá como equipo de serie en los vehículos que se vendan.

Con la idea de unir ambos conceptos, el ahorro económico y energético, puede ser interesante para muchos usuarios.

El patinete pesará 7,7 kg y se plegará en tres movimientos para no ocupar demasiado espacio en el maletero.
La batería de litio permitirá una autonomía de 20 kilómetros a una velocidad máxima de 20 km/h, unas cifras que no suenan nada mal.

Leer más: Este gráfico muestra cómo se ha disparado la demanda de patinetes y bicicletas eléctricas en España

La tracción será trasera y la rueda delantera contará con suspensión.
Se buscará que su uso sea cómodo, atenúe los baches del asfalto y no sufra los excesivos cambios de velocidad que lastran algunos patinetes.
Para mejorar la seguridad, también tendrá luces delanteras y traseras, así como las de frenado, todas ellas LED. 

Pero aún quedan muchos detalles por saber y Hyundai va a realizar una fuerte apuesta por los patinetes desde la ventaja que le otorga toda una vida dedicada al diseño de vehículos.

Leer más: Los 8 mejores modelos de coches eléctricos de 2019

De momento, la idea de crear una fórmula que ofrezca espacio a ambos medios de transporte ya suena más que prometedora.

[Vía: La Razón]

Fuente: Bussines Insider >> lea el artículo original