Marcos Peña, aseguró que 'ésta va a ser la última elección donde Mauricio Macri va a ser candidato a un cargo electivo'. Además, el jefe de Gabinete destacó que el eje central de la campaña es reelegir al Presidente y retener los cinco distritos que gobiernan, al exponer esta tarde en la Asamblea del Pro que sesiona en Parque Norte de cara a las elecciones del 27 de octubre.

 

Al hablar ante unos 500 dirigentes, Peña señaló: 'Lo que está en discusión es si la Argentina sale de un modelo de frustraciones y fracasos a un modelo de desarrollo o vuelve a un camino de atajos', en alusión al gobierno kirchnerista.

 

En ese sentido, alentó a 'no tener dudas ni angustia' y agregó que 'las dificultades no deben quebrar la voluntad'. Al mismo tiempo, el jefe de Gabinete resaltó que 'lo único que tiene para aportar el kirchnerismo es un susurro de miedo'.

 

En su discurso, Peña pidió que la campaña electoral se organice desde la dirigencia.  Y expresó la confianza en los dirigentes de Cambiemos Córdoba para 'encontrar el camino de unidad y transformar la provincia'.

 

Por otro lado, pidió a los asistentes que no se intimiden ante reducción de la discusión a lo económico: 'Este es un gobierno decente que apuesta por entender el poder como un servicio público', sostuvo.

 

Por último, Peña afirmó: 'Asumimos el error de haber alimentado la esperanza de que iba a ser más rápido. Pero éste es el camino, para que los argentinos no dependan de la dádiva del gobernante de turno, sino para que construyan su propio desarrollo'.

 

Te puede interesar

Fuente: El Economista >> lea el artículo original